TIPOS DE ORGASMOS FEMENINOS (Parte 1)

¿Sabías que existen más de 10 tipos de orgasmos femeninos? Educación sexual para más placer.


Así es, en el vasto universo del placer es fácil perder el norte, más aún con la cantidad de información, estímulos y confusiones que pueden surgir en la actualidad, es por esto que hoy queremos aclararte tal y como lo haría el “Real diccionario de la lengua golosita”


Primero que todo, debemos aclarar lo que se entiende por “orgasmo”; el cuerpo de cada persona es diferente, pero algunas señales físicas pueden indicar que llegaste al orgasmo. La señal más notoria en la mayoría de los casos es una sensación muy intensa de placer en todo tu cuerpo, normalmente sucede cuando llegas a la parte más intensa de la excitación sexual, cuando por fin se libera la presión de tu cuerpo.


Existen 3 grandes categorías de orgasmos:

  • Orgasmos sensoriales 
  • Orgasmos mentales 
  • Orgasmos por cantidad 

    1. ORGASMOS SENSORIALES: 

    son los más comunes y se generan gracias a la estimulación de alguna zona corporal específica, provocando una respuesta placentera:


    Orgasmo clitoriano:

    El clítoris es un órgano compuesto por miles de terminaciones nerviosas, diseñado exclusivamente para el placer, la parte visible del glande es de fácil estimulación. A su vez, en el interior de la pelvis, posee dos ramificaciones y bulbos que acompañan su fisonomía, con miles de terminaciones nerviosas.

    Cuando se excita el clítoris, de manera manual o con juguetes sexuales como los succionadores de clítoris: Satisfyer Pro 2, su tamaño se duplica y se endurece al igual que una erección masculina, alcanzando el orgasmo clitoriano, el cual puede repetirse cada vez que se estimule la zona, siendo el más común entre las mujeres.

    Orgasmo vaginal:

    Solo un 30% de las mujeres tiene orgasmos por penetración. Y el artífice suele ser el famoso Punto G, que según algunos estudios hace parte del mismo clítoris, que es estimulado desde dentro del conducto vaginal generando una gran placer, explora los orgasmos vaginales con juguetes sexuales como nuestro vibrador Romp Hype.


    Orgasmo anal:

    Todos pueden llegar a tener un orgasmo anal, pues con la correcta manipulación y estimulación de las terminaciones nerviosas puede llegar a ser muy excitante para algunas personas. Lo más importante será siempre las ganas, la relajación muscular y un buen lubricante.


    Orgasmo por estimulación de otras partes del cuerpo: 

    La forma más común de llegar a este orgasmo, es a través de la estimulación de la zona de pezones, en el caso de las mujeres que poseen alta sensibilidad, no obstante, hay quienes disfrutan de masajes eroticos en el cuello y la espalda o besos, roces y caricias en partes como los muslos, ombligo, caderas, boca y cuantas zonas te imagines. Te dejamos una buena forma de iniciar: Lencería comestible.


    Orgasmo uterino:

    Justo cuando crees que has descubierto todos los tipos de orgasmos que se pueden tener, llega el orgasmo uterino, resultado de una presión profunda o un roce contra el cuello uterino, por lo que se describen como intensos y de cuerpo completo. 


    Recuerda que la experimentación está muy bien; sin embargo, no te empeñes tanto como para lastimarte, mejor inténtalo durante unos días antes de tu periodo menstrual y con la ayuda de algún juguete sexual que haga más fácil la tarea como nuestro Hitachi Magic Wand Elegance.


    Orgasmo abdorgasmo: 

    También llamados coregasm, es provocado por medio del ejercicio, ocurre con mayor frecuencia cuando se realizan ejercicios de tonificación de la musculatura de la zona abdominal. 


    A su vez, dentro de la estimulación corporal de alguna de estas zonas existen 3 técnicas o métodos para lograr orgasmos sensoriales: 

    • Orgasmos de presión
    • Orgasmos de relajación
    • Orgasmos de tensión

    Dejar un comentario

    Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados